martes, 23 de agosto de 2011

Princesas Disney Obesas: Blancanieves

Tanto pastel le han pasado factura a la que fuera la fantasía sexual de los siete hombrecillos con menos sex-appeal de la historia disneisíaca. Hasta Yafar tenía más morbo. Qué digo, Rátigan. Las hienas del Rey León...Bueno, al caso: que la muchacha, sabiendo que es de metabolismo lento, va y se pone hasta el ojete de bollos, porque, una vez casada con el maromazo del príncipe se tendría que aburrir tela en palacio (porque se tenía que aburrir; el príncipe perdía aceite por cojones...), y, con lo de su "afición" a los animales vetada -es una señora reina ya-, ....pos eso. Y que es de las más viejas, coño...


Aunque hay que reconocer que tiene carisma la cabrona...